El presidente del Tribunal de Valencia, transmutado en abogado defensor de Camps.

POLÍTICA

 

El líder conservador valenciano, de regalo en regalo ¿hasta la absolución final?

 

El presidente del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJV), Juan Luís de las Rúa, se ha quitado -sin complejos y a la vista de todo el mundo- la careta de la imparcialidad al menos formal, exigible a un magistrado. Más que juez se ha transmutado en abogado defensor del PP valenciano. O, dicho de otro modo, en abogado defensor de Francisco Camps y de paso también de la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá.

<!–El auto de De la Rúa, rechazando en su calidad de presidente de la sala de lo Civil y lo Penal, la petición del PSPV (PSOE) –personado formalmente en la causa como acusación particular-, constituye un escándalo tanto en el fondo como en la forma. Afirma De la Rúa que “debe resaltarse que de los razonamientos del escrito de interposición se desprende claramente que lo pretendido por la acusación particular es realizar una especie de batida de montería, o en términos menos cinegéticos y más jurídicos, de hacer una pesquisa general”.

Estrictamente, trajes
Sabíamos, y así lo adelantamos en El Plural hace unos días, que a De la Rúa se le había acabado el mandato y había pasado a ser técnicamente un presidente provisional o en funciones del TSJV hasta que le llegue el relevo. Supimos también, y así lo publicamos, que De la Rúa –que inicialmente quería archivar el caso Camps relativo a los trajes- habría llegado como contrapartida a un cierto consenso con los demás jueces para que la instrucción, que llevó a cabo con exquisita profesionalidad José Flors, se ciñera estrictamente a los vestidos, como así ha sido, en efecto.

Sí, el texto; no, el contexto
Es decir, que gracias a la presión a De la Rúa se investigó el texto pero fue desechado el contexto. Evidentemente, si los trajes que recibió Camps –y que él no ha podido justificar de ninguna manera- le hubieran llegado a su casa de parte de la cofradía de sastres de la Comunidad valenciana, por ejemplo, como muestra de aprecio al presidente de la Generalitat, que representa a todos los ciudadanos valencianos, este asunto no habría llamado la atención ni habría desatado en absoluto la polémica que ha desatado. A nadie con sus facultades mentales no deterioradas se le habría ocurrido presentar una denuncia a la Fiscalía Anticorrupción por el regalo de esos trajes del presidente.

El problema de fondo
El problema de fondo es otro, naturalmente. Es público y bien notorio –aunque Camps lo negara en declaraciones periodísticas aseverando que ni lo conocía- que entre él y Álvaro Pérez el Bigotes– hay o había una estrecha, fluida y muy amical relación. Lo malo es que el Bigotes es el número dos de una banda que ha ido sembrando corrupción por doquier en territorio popular y, de forma harto explicitada, en la Comunidad valenciana.

Con el agravante…
Con el agravante de que la mayoría absoluta del PP en el Parlamento autonómico ha bloqueado cuantas solicitudes llegaban desde la oposición para examinar contratos de las empresas de Correa y de Pérez; contratos vinculados a las consejerías de la Generalitat y otros departamentos, incluido Canal Nou, cuyo director general parecía, y sigue pareciéndolo, un agente gürtel.

Más que amigo
¿Tiene sentido que los presuntos delitos realizados en Valencia se estén sustanciando en la Comunidad de Madrid? ¿Por qué además todo este proceso judicial –con más de cien imputados- no ha ido a parar íntegramente al Tribunal Supremo? ¿Por qué fraccionar el affaire, lo que dificulta diagnosticarlo en su conjunto? En cuanto al TSJV, no debe silenciarse que Juan Luís de la Rúa, que es un juez conservador, fue investido en un acto público más que amigo suyo por Camps.

No sólo no se ha inhibido
Esta circunstancia debería haberle llevado a De la Rúa a inhibirse personalmente en un asunto en el que está implicado un amigo suyo. Pero no sólo no se ha inhibido, sino que –según confirma el auto mencionado- ha sido capaz de menoscabar el recurso del PSPV (PSOE) describiendo la demanda de que se ampliara la investigación judicial como una “montería”. O sea, como un intento de caza mayor, obviamente destinado a cobrarse al PP como pieza. El amigo de Camps le ha hecho otro importantísimo regalo, mucho más relevante que los trajes gratis total. Consiste el regalo en un mensaje pérfido: los socialistas no buscan la justicia, sino la destrucción de sus adversarios.

La de los bolsos y las anchoas
Está Rita Barberá, la de los bolsos y las anchoas, que se sale de satisfacción. La alcaldesa ha dicho: “Hasta los jueces les dicen a los socialistas reiteradamente que actúan de mala fe, que van de cacería”. Camps calla, por ahora, con cautela y prudencia. Pero debe estar contento y agradecido. Si el refrán señala que “tener un amigo es tener un tesoro”, Camps podrá decir –en el supuesto de que este ominoso episodio se consolide- que “tener un amigo juez como De la Rúa, que ejerce de abogado defensor y además gratis, es como tener mil tesoros”. El líder de la derecha valenciana es un hombre afortunado. Va de regalo en regalo ¿hasta la absolución final?

Enric Sopena es director de El Plural

Anuncios

Una respuesta

  1. Muy buen comentario, Sopena. Esta circunstancia que analizas no es más que el reflejo de la situación de secuestro de la democracia que vivimos en la Comunidad Valenciana. Las Cortes autonómicas, las instituciones y organismos públicos, los medios de comunicación, y todo aquello en lo que el régimen clientelista del PP puede meter mano, están al servicio de ese partido político. Para que el desamparo de la ciudadanía en esta comunidad sea absoluto, sólo falta que la justicia deje de ser ciega, y se ponga también al servicio del PP. Si no hay quien lo remedie, parece que así será.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: